Noche de Casinos Y Sexo



Hoy decidí pasar por un casino, hace mucho que no visitaba uno de esos lugares, recuerdo que era bastante buena en eso, en una noche lograba obtener grandes sumas de dinero con mis jugadas, además de ser el lugar perfecto para conocer varones muy atractivos, y con portes que me encantan, no les niego que era la noche perfecta para matar 2 pájaros de un solo tiro, entonces emprendí mi aventura.
Me puse mi corsé color rojo pasión, con un escote muy bien marcado, una minifalda de cuero color negro, acompañada de unos pantis enmalladas en red, mis zapatos negros de tacón y por supuesto no podía faltar, la mejor lencería con el mejor color, rojo. Mis labios me los pinté de color rojo carmesí, acompañado de un maquillaje en mis ojos, que los marcaba como dos luceros en medio de la noche, todo era perfecto, hasta el aroma de mi perfume favorito me acompañaba, cuando me puse en marcha, no había varón que se resistía a mirarme, cuando llegué al casino, comencé con los giros gratuitos en ruleta, pero ¡que tino el mío!, que me llevé el premio mayor, después pasé por las mesas de apuestas, lugar perfecto para la cacería, me senté encima de la mesa de la manera más provocativa y comencé el juego, cuando volvía a ser mi turno, crucé mirada con un tipo de muy buen porte, traía una chaqueta de cuero, unos vaqueros apretados y una camisa de color marrón, sus ojos eran de color miel y su pelo crespo de color café claro, no podíamos dejar de mirarnos, coqueteamos durante a aproximadamente una hora, no podíamos resistir la tentación, así que le hice una señal para que me siguiera a casa, ustedes ya sabrán como terminó esta historia.

Comentarios

Entradas populares de este blog

Anécdotas De Una ¨Puta¨

Prostitución - Ética Y Necesidad En la Sociedad